Overblog
Suivre ce blog Administration + Créer mon blog

Búsqueda

Los Verdes

29 mai 2009 5 29 /05 /mai /2009 09:05

    Predicar con un mal ejemplo es muy difícil.  Se puede concluir que navega muy mal el buque insignia del supuesto "renacimiento nuclear" que es la planta atómica actualmente en obras en Okiluoto, Finlandia, una de dos en construcción en Europa actualmente.  A pesar de las promesas las cosas no van nada bien. Se tenía que haber terminado ya pero con las múltiples demoras que han sufrido la planta ni la empresa constructora ni se atreve poner fecha a la terminación de las obras cuando solo la mitad están terminadas.  El precio de la central se ha aumentado entre el 50% y el 100%, lo que significaría un sobrecoste de unos tres mil millones de euros lo que ha puesto en aprietos económicos a la empresa francesa Areva como al estado francés que participa en la  mencionada firma. El estado finlandés ya ha pedido más de mil millones de compensación a Areva por las demoras y por la subida de los gastos. 

 

   También ha habido serios problemas con la seguridad de las obras.  Las autoridades han juzgado que el hormigón utilizado en la construcción era de una calidad  "inaceptable"  y su colocación "carente de profesionalidad" lo que no garantiza la futura seguridad de la planta. Si no se corrige puede haber una paralización de las obras.

    Mientras, el prestigio nuclear va perdiendo enteros en Estados Unidos. La Comisión de Seguridad Nuclear ha rechazado los planes de distintas plantas porque no se habían garantizado que los reactores pudieran resistir el impacto de un avión. Sigue vivo en EE.UU el recuerdo del once de septiembre. También ha causado malestar popular que los estados de Georgia y Flórida hayan cargado el recibo de la luz de los consumidores con varios euros  de más al mes para intentar la futura construcción de centrales nucleares lo que contradice la afirmación de que la energía atómica es más económica. 

 

    El declive de la energía nuclear parece cada día más claro. A pesar de muchas declaraciones vertidas a favor de la construcción de nuevas centrales nucleares actualmente hay bastante menos reactores realmente en obras que el número de plantas programadas para su cierre en breve, como la planta de Garoña en España.  El aumento de costes en medio de la crisis económica y la bajada de la demanda eléctrica está desanimando a muchos inversores y a muchos gobiernos a la hora de poner los proyectos en marcha de verdad.

   De las 45 plantas proyectadas en el mundo, 22 están muy atrasadas o paralizadas mientras 9 ni siquiera tiene una fecha para empezar las obras. 

 

Partager cet article
Repost0
28 mai 2009 4 28 /05 /mai /2009 21:22
Son falsas y absurdas las noticias calumniosas que han aparecido sobre mi persona en algunos medios de prensa. Contienen fechas y datos personales erróneos (fecha nacimiento, fecha de nacionalización...), constituyen una fabulación interesada con burdas acusaciones sin ningún fundamento, y que son vertidas contra mi por enemigos políticos a causa de mi defensa de la legalidad europea en numerosos y variados campos de actividad. 
 
  1.  La estrategia de matar al mensajero de las malas noticias  
Soy el eurodiputado español que más ha estado al servicio de la defensa del cumplimiento del derecho y la legalidad europea frente a muchos atropellos que se dan en España, como son los "abusos urbanísticos", la destrucción ambiental, las vulneraciones de derechos fundamentales en Internet, el maltrato animal, al mal uso fraudulento de fondos europeos, al blanqueo de capitales, y la defensa de una multitud de plurales luchas ciudadanas esparcidas por el territorio español. He realizado más de 300 denuncias, quejas y preguntas desde el 2004 hasta el 2009, y se han iniciado a partir de ellas numerosos procedimientos de infracción europeos contra el gobierno español. 

En algunos casos se han paralizado proyectos, a menudo se ha llamado fuertemente la atención de la opinión pública, y con ello se han puesto en entredicho numerosas operaciones especulativas, corruptas, y ambientalmente destructivas. Casos con gran repercusión mediática y social son: el Informe Auken y los anteriories contra el modelo urbanístico; La ley Urbanística Valenciana; Docenas y docenas de grandes planes de expansión urbanística en Valencia, Murcia, y Andalucía; Minas a cielo abierto en León del empresario minero más importante de España; el vertedero tóxico más grande de Europa en el Polo Químico de Huelva; el Puerto de Granadilla; el escándalo de Marbella; ...  
 
Ningún otro eurodiputado español en la historia ha dedicado tanto esfuerzo en este sentido de defensa del cumplimiento de la ley europea en España. Ahora, con los ataques personales en mi contra se intenta desacreditar y echar botes de humo sobre mi real trabajo parlamentario y sobre las denuncias realizadas en defensa de la ciudadanía europea. 


2.  Mis cuentas económicas están absolutamente limpias 
No estoy acusado legalmente de nada, ni imputado de nada, ni ningún estamento judicial o fiscal me ha llamado a declarar, ni nadie me ha pedido que devolviera dinero alguno al Parlamento. Al contrario, ningún otro eurodiputado español ha cumplido tanto como lo he hecho yo, con la normas de trasparencia, ni ha gastado tanto en contra de los atropellos a la ciudadanía en acciones, conferencias, charlas, publicaciones, y campañas.  

Según se certifica un escrito del Parlamento Europeo del 2008, mis cuentas están totalmente regulares y conformes con el reglamento del Parlamento. Es más, mientras yo he cumplido a rajatabla, muchos otros europarlamentarios parece que no lo han hecho tanto. Que haya habido una investigación de mis cuentas hace dos o tres años por OLAF, un organismo sin rango judicial ni policial oficial, no significa nada, ya que conviene recordar que más de 230 cuentas de parlamentarios también han sido investigados durante el último año. Todo lo que se ha aventurado sobre supuestas irregularidades en mis cuentas carece totalmente de fundamento. Mi contabilidad y gastos personales y profesionales siempre ha sido transparente y accesible a cualquier auditoria. De hecho, no existe prueba alguna de desvío de fondos públicos. No he recibido ni un euro de forma ilícita. Lo que realmente se ha dado es una campaña de calumnias con un claro interés político de frenar las denuncias que he realizado como parlamentario. Se trata en definitiva, de un intento de dañar mi imagen personal para deslegitimar y malograr el avance de mis numerosas denuncias por infracción contra proyectos concretos de desarrollo, y contra actividades ambientalmente destructivas. 

3. Nunca he utilizado un pasaporte de forma irregular 

Soy español por derecho, por voluntad propia, y por compromiso diario. Cuando he viajado a Estados Unidos para visitar a mi padre y a mi hermana, las autoridades de aquel país simplemente me consideran de nacionalidad estadounidense por haber nacido allí.  No es nada irregular que otro país me considere de su nacionalidad y afecta en nada el derecho español. Hay muchas personas conocidas en España que están en una situación similar a la mía.

4.  Cada eurodiputado recibe al mes una asignación de unos 16 mil euros para la contratación de asistentes parlamentarios

Yo tengo cuatro asistentes, dos en Bruselas y dos en Madrid. Los cuatro trabajadores asistentes cobran según un contrato laboral español. El Parlamento paga según los contratos el sueldo, la seguridad social, hacienda y lo demás. No hay dinero sobrante ni hay posibilidad de desviar dinero para otros fines. El dinero se manda a las cuentas de los empleados asistentes. Según la normativa del Parlamento Europeo los asistentes son para llevar a cabo trabajo relacionado con la actividad parlamentaria europea y nunca para actividad política partidista. Yo tengo un certificado de la Dirección General de Finanzas del Parlamento que afirma que mis cuentas económicas con los asistentes están en regla y de acuerdo con la normativa legal. 

 Algo muy curioso e inquietante que merece ser destacado, es que la mayoría de los eurodiputados del PSOE y del PP ni siquiera conocen a todos sus trabajadores asistentes. Ellos solo conocen a uno de sus asistentes "personales" que trabajan en el parlamento europeo (y que obviamente no cobran los 15 mil euros al mes que reciben del parlamento para los asistentes personales), y seguramente ignoran el destino concreto del resto del dinero para asistentes. Puede que no conozcan a la persona concreta que se ha contratado con el dinero sobrante ni donde trabajan. Posiblemente,  quizás en la calle Ferraz y en la calle Génova  puedan saber algo más de este asunto. Sugiero a los periodistas interesados que pregunten a los eurodiputados del PSOE y del PP sobre sus asistentes personales, sobre su lugar de trabajo, y por su labor concreta en temática europea.  

¿Donde están y qué hacen los asistentes de los eurodiputados del PSOE y del PP que no están en Bruselas?

En los próximos días nos haremos preguntas aún más comprometedoras acerca de figuras políticas importantes en relación con el cumplimiento de distintas leyes europeas y españolas. 

Partager cet article
Repost0
25 mai 2009 1 25 /05 /mai /2009 09:43

Ayer el Presidente Zapatero afirmó que hay que cambiar de modelo económico pasando de tener "montañas de cemento a montañas de conocimiento."  Mejor tarde que nunca. Pero me hubiera gustado oír lo mismo hace cinco años acompañado por un giro político a tiempo en contra del ladrillo, lo que nos hubiera ahorrado mucho sufrimiento social y ambiental. Es chocante recordar que solo han pasado dos meses desde que el mismo PSOE en el Parlamento Europeo luchó con uñas y dientes en vano en contra del Informe Auken que criticaba las nefastas consecuencias económicas del desbocado modelo urbanístico español.  
 
Presidente Zapatero: ¡Bienvenido al club! Algunos llevamos muchos años advirtiendo de los peligros del modelo especulativo español. Ahora toca ser consecuente con su nueva apuesta económica.

En un reciente artículo en La Vanguardia el sociólogo
Manuel Castells critica la contradicción con el cambio pregonado por Zapatero con el dar subvenciones a la compra de coches de una industria anacrónica o  de pensar que con simplemente inundar la aulas con ordenadores vamos a dar la campanada en la sociedad del conocimiento, cuando esto requiere una inversión y formación de una generación. Además, Castells hace una llamada a favor del apoyo del tercer sector de economía social y de servicios públicos dentro un contexto general de fomentar las pequeñas empresas y de desviar el destino de fondos públicos que ahora están destinados sobretodo a las grandes multinacionales. 
 
Castells concluye con unos interestantes apuntes prácticos sobre el decrecimiento y la desmercantilización necesarios para realmente transformar nuestra economía:
 
"De lo que se deduce que no se trata sólo de reactivación económica, sino de transformación del modelo socioeconómico. No solamente pasando de la economía del desconocimiento a la del conocimiento, sino, mientras tanto, aceptando la desmercantilización de una parte de la vida cotidiana. Plantando tomates para comérselos. Complementando el coche con la bicicleta. Trabajando menos y cobrando menos pero disfrutando más de los goces vitales mediante el acceso a la nueva riqueza de tiempo disponible. Cuidándose de su cuerpo en lugar de comprar más fármacos. Intercambiando música y cine en la red en lugar de pagar cánones medievales a los monopolios gremiales. Cuidando a los niños de los otros mientras los otros cuidan de los tuyos, aprovechando que muchos tienen más ratos libres. Aprovechando para visitar a nuestros viejos antes de que se mueran de soledad. Y redescubriendo el placer de un paseo al sol porque no pasa nada si llegamos tarde. Como, en realidad, no tenemos muchas opciones, habrá que aprender a compaginar los estertores de una vieja economía descerebrada, los albores de una nueva economía de la innovación y la expansión de un tercer sector de actividad en donde en lugar de vivir para pagar el consumo vivimos directamente para consumir nuestra propia vida sin intermediación monetaria. No es una utopía, sino una práctica variopinta que surge de la necesidad. Tiempos de crisis, tiempos de esperanza."
 
Partager cet article
Repost0
24 mai 2009 7 24 /05 /mai /2009 19:32
LO QUE NO QUIEREN QUE SEPAS SOBRE LAS ELECCIONES EUROPEAS (2)




  
A lo largo de los últimos cinco años, ha sido muy chocante ver la actuación y el posicionamiento político del grupo europeo de IU en el Parlamento Europeo .

A pesar de contar con un número casi igual de eurodiputados que los pertenecientes el Grupo Verde del Parlamento Europeo, sin embargo el protagonismo e importancia del grupo Izquierda Unitaria (en el que se integran los partidos comunistas o post-comunistas de la Unión Europea) en el Parlamento Europeo, es bastante menos decisivo políticamente y mucho menos conocido por la opinión pública que el Grupo Verde.  

El grupo de Los Verdes actúa mucho más que IU como un grupo cohesivo y activo y tiene bastante más incidencia en mucha de la legislación europea adoptada. El papel de los parlamentarios de IU es más fragmentado en su actuación y asume un papel más ideológico y marginal ("no a todo") dentro las correlaciones de fuerza en el quehacer parlamentario cotidiano. Los Verdes mediamos en el detalle de las luchas prácticas por cada cláusula y por cada apartado de directivas en construcción, y con ello influimos en la letra de la ley y en el voto final de una parte significativa de la cámara. Contrariamente, IU carece un un peso específico en gran parte de los grandes debates y ni siquiera tiene un perfil reconocible en muchos campos. Evidentemente, hay que tener en cuenta también que hay bastante diferencias políticas entre IU y los Verdes de la Eurocámara.

En una de las Comisiones del Parlamento Europeo más potentes a nivel legislativo, la de Industria, Energía e Investigación (ITRE),  y como miembro titular de la misma, he tenido bastante contacto con las posiciones políticas de Izquierda Unitaria sobre muchas cuestiones de gran envergadura política.

+ IU son pro-nucleares en la Comisión de Industria (y muchas veces en el pleno).  La primera sorpresa que tuve fue al comprobar que la IU europea apoyaba la energía nuclear en general, y estaba a favor de dedicar grandes cantidades de dinero público para la extensión de las plantas atómicas y para la investigación nuclear, tanto para la fisión como para la fusión. En ITRE, IU  forma parte del bloque pronuclear mayoritario del Parlamento Europeo. Las posiciones pro-nucleares se han reflejado en sus votaciones legislativas sobre EURATOM, el Séptimo Programa Marco de Investigación, y en muchos elementos del Paquete Energía y Clima.

+ IU mantiene posiciones pro-industria química, a favor de los fabricantes de coches y de la minería de carbón. En las largas y difíciles discusiones sobre el Reglamento Reach en la Comisión de Industria, que buscaba controlar y  sustituir a miles de sustancias tóxicas peligrosas de origen industrial, los eurodiputados de Izquierda Unitaria apoyaban la gran mayoría de las enmiendas presentadas por la propia industria química (según afirma un estudio de ONGs ambientales), es decir, las mismas enmiendas que reducen la protección de la salud y el medio ambiente. Como en otros casos, IU daba preferencia a la protección de la industria y supuestamente al empleo, coloca cualquier actividad industrial por delante de otras consideraciones de salud y bienestar ciudadano. La pauta de las posiciones de IU debilitaban las iniciativas a favor de la reconversión industrial verde. En cuanto de la minería de carbón y su futuro, el apoyo de IU ha sido claro. Sus diputados han respaldado las subvenciones al sector tan destructivo con los ecosistemas y el clima, y sobretodo han apoyado la financiación de la UE en torno al proyecto faústico, muy dudoso y caro, del  "carbón limpio", que busca el almacenamiento del CO2 generado por las centrales térmicas en el subsuelo. Sobre los coches humeantes de gases tóxicos, más de los mismo: cuando se discutían las propuestas de la Comisión Europea de exigir unos objetivos ambiciosos para la reducción de la emisiones contaminantes de los coches, IU acababa apoyando muchas de las posiciones muy débiles y rebajadas en torno a las exigencias ambientales sobre las emisiones contaminantes defendidas por los fabricantes de coches, que se niegan a transformar el modelo vigente de automóvil.

"Ecologistas sectoriales". Muchas veces han sido mucho menos sensibles con el medio ambiente y su protección, con el cambio climático y la salud, que las posiciones de algunos eurodiputados socialistas y algunos liberales. Es verdad que los parlamentarios representantes de IU en la Comisión de Medio Ambiente, tenían mejores y más coherentes posiciones pro-ambientales, como suele ocurrir en todos los grupos políticos que solo se acuerdan del condicionante ecológico en los ámbitos sectoriales y específicamente definidos como ambientales. IU también integra la problemática ambiental de forma sectorial y desconectada del resto de políticas y prioridades. Se olvida de la ecología como prioridad en su actuación general en otros campos tan centrales como son el de la industria de ITRE. Algo que resulta paradójico e incomprensible para un grupo político como el de IU, que se autoproclama  como "ecologistas" ante la sociedad.


También resultan muy curiosas y chocantes las posiciones del grupo Izquierda Unitaria Europea sobre la política agraria europea, el bienestar animal, los derechos humanos, la construcción europea, las subvenciones, la política exterior, y otras problemáticas donde hay más de una sorpresa. Ya contaré más curiosidades políticas en una futura entrega.

Partager cet article
Repost0
22 mai 2009 5 22 /05 /mai /2009 08:58



El presidente de la Comisión Europea, ya está pactado y tiene nombre antes de celebrarse las elecciones del 7 de junio. Votes a quien votes ganará el mismo: el conservador Durao Barroso.

Socialistas y Populares ya han anunciado que apoyan la misma persona para el puesto más poderoso de la administración europea. Zapatero y Rajoy respaldan el mismo candidato conservador para la presidencia de la Comisión Europea, es decir, la rama ejecutiva de la Unión Europea. 

Cualquier voto al PP o el PSOE servirá para la ratificación en el Parlamento Europeo de una Comisión Europea encabezada por Barroso.  Después de la nefasta gestión de Barroso ante la crisis económica, la ecológica y la institucional, es incomprensible que se quiera premiarle con una continuidad de cinco años más de mandato, quizás por ser tan débil ante las presiones de los grandes estados y de los lobbies industriales. Como constata hoy en El País Vidal-Folch: "Prefieren reelegir en conclave íntimo al hábil, maleable José Manuel Durao Barroso. Aunque sea a costa de minar el interés y la participación electoral. " 


Los grandes partidos PP y PSOE no quieren que se decida el futuro de la política europea en elecciones paneuropeas. Se oponen a que haya una auténtica elección en las elecciones europeas con una clara percepción social sobre los cabezas de lista comunes por cada familia política en todos países de la UE que serían los candidatos para presidir la Comisión Europea. Se trata de un potente consenso a favor de que no haya una verdadera capacidad ciudadana de decidir directamente sobre la nueva ejecutiva europea y en detrimento del actual y creciente dominio intergubernmental de la Unión Europea. Es decir, no quieren unas elecciones democráticas y un poder popular por encima de las poltronas y el club de los estados nacionales, algo que podría dar mucha más credibilidad y fuerza política al Parlamento Europeo. Los grandes partidos que votan a menudo al unísono en el Parlamento Europeo no quieren visualizar ni dramatizar una hipotética política Europea unitaria y común por encima de los habituales y oscuros trapicheos entre los líderes de los estados europeos.


En estas elecciones europeas tampoco tienen los votantes una alternativa real entre "la izquierda" y "la derecha" para dirigir el Parlamento Europeo. Los socialistas y los populares ya han pactado que votarán a favor del mismo candidato para ser Presidente del Parlamento Europeo. Se ha acordado de antemano la presidencia de la Eurocámara: dos años y medio para cada formación política europea. Tanto los eurodiputados del PP como los del PSOE votarán a favor de representante de Berlusconi Mauro o a favor del conservador polaco Buzek para el importante cargo de Presidente del Parlamento Europeo. Para la segunda parte de la legislatura recibirá los votos de los dos grandes partidos el socialista alemán Schultz. 

¡Este es el tipo de democracia europea que quieren  el PSOE y el PP. 
Antes de votar ya han repartido el pastel del poder! 

Partager cet article
Repost0
18 mai 2009 1 18 /05 /mai /2009 22:12


 

Con la explosión de los ordenadores y de las nuevas tecnologías de la comunicación y la red de redes, ha surgido un nuevo medio donde poder poner y disponer contenidos e información que van desde datos, a programas, pasando por música, libros, etc.

 

 

El contenido digital ha ganado en popularidad sobre el analógico ya que pueden ser copiados tantas veces como deseemos, y sin pérdida ninguna de calidad o de información, además de poderse realizar copias de una forma sencilla. Así han ganado enorme aceptación social, tanto en el uso de la red como el uso de las herramientas para poder compartir esta información de una forma fácil, pudiendo llegar al mismo tiempo esta información a todo el mundo.

 

Pero esta situación ha sido muy mal recibida por ciertos sectores de la industria cultural que hasta ahora han basado su modelo de negocio en la venta y en la distribución de materiales protegidos y con restricciones, y ahora creen que está en peligro su situación y negocio ya que internet y los medios digitales, hacen innecesaria y menos útil su labor de distribución.

 

Estos mismos sectores aprovechando su capacidad de manipulación están llevando a cabo tácticas para criminalizar y frenar este avance en su propio beneficio particular, eliminando a la vez derechos fundamentales de los consumidores. Para evitar este atropello se deben formular una serie de derechos fundamentales, así como unas políticas de protección de los mismos, y para no dejar impunes a estas empresas y a sus tácticas que van en contra de todo derecho fundamental de la ciudadanía.

 

1. Derecho al libre acceso a la cultura

Es un derecho fundamental de acceso a la cultura y al conocimiento, además gracias a las nuevas tecnologías de la comunicación se facilita muchísimo este acceso. Hay que habilitar políticas, para facilitar aún más este amplio y fácil acceso, con políticas de subvenciones para obtener un equipo informático adecuado y un libre acceso a la red.


2. Derecho a la intimidad

Contra este derecho ciudadano, actualmente están aumentando medias de vigilancia indiscriminada para supuestamente, preservar a la red de la ilegalidad pero mediante dispositivos propios de un estado policial y con una intromisión en nuestras vidas privadas sin precedentes. La frontera entre seguridad y del derecho a la intimidad se difumina.

 

3. Derecho a realizar copias privadas 

para uso particular

Desde hace tiempo se reconoce el derecho de realizar copias de respaldo y para uso privado, ya sea para evitar imperfectos en los originales o para poder ser usados en distintos dispositivos. Estas copias son totalmente legales así como su préstamo siempre que no se tenga un uso lucrativo. Pero actualmente, y utilizando los grandes medios de comunicación se intenta dar la sensación al público que este hecho es ilegal y totalmente punible, intentando criminalizar algo totalmente legal con lo que conlleva confusión y desconfianza.

 

4.  Derecho a la realización 

de obras derivadas

Para el desarrollo de la cultura y la ciencia las ideas se asocian y mezclan, las ideas se basan en otras ideas y los trabajos provienen de otros trabajos. La transmisión e innovación cultural no parte desde cero, y esto es algo que afecta incluso a la producción artística, Actualmente si frenamos o imposibilitamos este proceso también frenamos el desarrollo y la invención científica y cultural.

 

5. Derecho a citar fuentes y referencias

Tanto la ciencia como otras actividades culturales tales como la crítica literaria o cinematográfica pueden ver peligrar su trabajo ya que se les prohíbe simplemente el citar las fuentes o partes de ellas. Esto también afecta a investigación y producción científica ya que muchos de sus trabajos están basados en otros y la forma estándar de poder realizarlos es citando referencias y fuentes que remiten a los autores originales. Sería imposible que cualquier trabajo científico fuera creado completamente desde cero ya que como decía Isaac Newton los científicos van “a  hombros de gigantes”.

 

6. Presunción de inocencia

Hoy se está dando la imagen de que todo poseedor de un reproductor o cualquier aparato técnico con capacidad para copiar ya es un ladrón. Por ejemplo, un alto ejecutivo de Universal Music simplemente argumentó que todo el que poseyera un reproductor de música digital era un delincuente. Además incluso han habido campañas donde se asegura que las personas que se descargan música están al mismo nivel de las mafias que trafican con personas. Esta criminalización a priori, además de ir contra todo derecho a la presunción de inocencia, y confunde falsamente a la ciudadanía, ya que no distingue lo que realmente es punible y castigable y lo que no lo es.

 

7.  Dominio público

Normalmente las obras literarias, comerciales o científicas tienen un tiempo donde rinden beneficios sus creadores particulares y luego pasan a ser de Dominio Público para el libre disfrute colectivo. Pero en los últimos años, las empresas que viven de la obra de otras personas, han conseguido que este tiempo sea cada vez más largo (hasta 95 años) hasta niveles poco razonables, y cuando ya el beneficio económico no puede recaer en el autor o creador original de la obra. Esta situación lleva a que muchas obras se pierden o no pueden ser libremente aprovechadas ya que se debe seguir pagando por algo que se creó hace mucho tiempo. Además muchos estudios han subrayado que toda obra que no pasa a dominio público se pierde. Por tanto, es necesario potenciar el traspaso de las obras a Domino Público, después de un tiempo muy inferior.

 

8.  El uso de estándares de comunicación

El intercambio de información se ha convertido en una cuestión central para la gestión eficaz y para todo tipo de actividades. Por ello, debemos crear condiciones para que este intercambio se pueda llevar a cabo fácilmente y además proteger la información que se transcribe en el mismo. El uso de estándares en este sentido nos asegura:

1.       Que toda persona pueda acceder a la información sin limitaciones sociales, económicas, políticas o legales.

2.      Que las especificaciones estén correctamente documentadas con lo que podemos estar seguros acerca del contenido de los ficheros que se transmiten.

3.      Que no se fuerce a usar determinado software al empaquetarse la información en un tipo de documento que sólo pueda ser trabajado con ese software. Así por ejemplo, un documento de ms-word, sólo puede ser correctamente visionado por ms-office, obligándote a comprar ese determinado software. Esto no ocurre con los estándares abiertos ya que distintos programas pueden trabajar fácilmente con estos formatos.

 

9. Potenciación del Software Libre

El Software Libre son programas que pueden ser usados, copiados, estudiados, modificados y redistribuidos libremente. El Software Libre ofrece herramientas informáticas sin poner cortapisas y sin limitar las libertades básicas cómo ocurre con el software privativo. Este concibe que una persona o entidad pública o privada no es propietaria de aquello que compra, sino que más bien la alquila ya que debe pagar y renovar la licencia de esa herramienta cada cierto tiempo, y además se le prohíbe, estudiar esa herramienta o redistribuirla. Y de echo, cuando se compra un programa éste sólo se podrá usar en un equipo informático y en un sólo puesto, por lo que no solo hay que pagar el programa sino también hay que pagarlo por el número de puestos en los que se quiera utilizar.

Contrariamente, el Software Libre, no es ocultista, se puede estudiar, evoluciona más rápido y mejor, no pertenece a ninguna empresa particular sino a la persona que lo ha adquirido. Además suele ser gratuito, con lo que es un ahorro en la gestión administrativa y de los ciudadanos contribuyentes.

El Software Libre comporta más seguridad ya que con el software privado ponemos los recursos de una zona o país en manos de una empresa privada, en cambio con el software privado esos recursos están en manos de esa misma zona o país.

 

10. Evitar el DRM

El DRM o Gestión de Derechos Digitales (Digital Rights Management) es un conjunto de tecnologías orientadas a ejercer restricciones sobre los usuarios de un sistema.

Se han creado tecnologías para restringir el uso de esos contenidos a los usuarios forzándoles a que sólo puedan disfrutar de esos contenidos en determinadas circunstancias, la mayor parte de ellas de forma abusiva. Este sistema vulnera y elimina los derechos digitales anteriormente mencionados en este decálogo y es muy importante evitar este daño contra derechos fundamentales de la ciudadanía.

 


Partager cet article
Repost0
15 mai 2009 5 15 /05 /mai /2009 19:43


Los límites ecológicos del desarrollo
 
Solo podemos sobrevivir dentro de los límites de la biosfera. Es imposible un crecimiento ilimitado de la economía material y del mercado en un mundo finito. La acción humana contra la naturaleza hoy llega hasta los límites terminales ya que está muy dañada la capacidad autogeneradora de los ecosistemas de la Tierra, y a consecuencia de las rápidas e incesantes demandas humanas que transforman los recursos naturales en desechos y contaminantes. El terrible legado de polución por combustibles fósiles trae consigo un presente y un futuro con caos climático junto a la destrucción de los últimos bosques, de la biodiversidad, y de las pequeñas economías agrícolas, y con todo ello se empobrecen, enferman y dejan sin alimentos a innumerables personas en el mundo, entre ellas las mujeres más pobres. 


La globalización económica intensifica la destrucción ambiental planetaria y la contaminación por CO2 al multiplicar la extracción, los desechos y el movimiento de recursos ambientales dirigidos a la producción y al consumo. A más integración en la economía globalizada mayor desarraigo ecológico, cultural, y existencial de los pueblos colonizados y de las sociedades del Norte. 

La actual crisis económica no es solo de mercado sino que es la crisis del anacrónico modelo de la segunda revolución industrial, que basado en una centralización de la electricidad, el automóvil y la cultura energética del petróleo, el gas y el carbón, desde hace décadas choca frontalmente contra los límites absolutos impuestos por las necesidades reproductivas de nuestra fundamental existencia física y ecosistémica. El decrecimiento y la relocalización de la economía material de forma que no privilegie el bienestar material destructor de la naturaleza es una respuesta obligada contra la amenaza global ecológica y climática. Sin embargo, llama la atención la masiva irresponsabilidad y la ceguera organizada presente en todo tipo de instituciones públicas y privadas, y en las mentalidades mayoritarias de nuestras sociedades modernizadas, empeñadas como están en alargar al máximo la prioridad del desarrollo y el mercado junto a los valores materiales de riqueza y bienestar, aunque ahora buscan nuevas justificaciones y legitimidades mediante las recetas y retóricas mágicas y autocontradictorias del "desarrollo sostenible".




Las mujeres y la crisis socioecológica 

Los habitantes del mundo desarrollado, tan solo 1/5 de la población mundial junto a las élites de las sociedades del Sur, malgastamos energía, aniquilamos los espacios bioproductivos del resto de especies y biodiversidad, y contaminamos con venenos el resto del planeta. Ante el rápido empeoramiento de la salud de la Tierra y de su atmósfera gaiana, estamos ante un desafío sin precedentes históricos conocidos puesto que la supervivencia colectiva está en juego a causa de nuestros humanos hábitos de abundancia y derroche, de nuestros errores de comprensión, de nuestra ciencia y tecnología autolesionante y sin orientación ética, y de nuestras ilusiones endiosadas. 

El drama del cambio climático es ya parte de nuestra existencia y futuro colectivo. Puesto que nadie puede defenderse individualmente y no existen soluciones solo locales, es urgente la acción colectiva coordinada, local y transnacional, y para ello no valen las respuestas sectoriales y desconectadas al uso: "dejádselo a los expertos"; "dejádselo a la gente"; dejádselo a la educación"; "dejádselo al mercado", "dejádselo a las leyes"; "dejádselo a los políticos"; "dejádselo al estado". Se trata de una situación de emergencia planetaria que afecta al conjunto de la humanidad, y ha de poder ocupar el centro y la prioridad en todos los ámbitos de acción, individuales y colectivos, públicos y privados. Por tanto, carece de sentido racional el intento de alargar por más tiempo las actuales pautas destructivas del desarrollo industrial, o el plantear algunos cambios de mejora ambiental, pero solo parciales, desconectados, y supeditados a la prioridad del mercado y la libre economía.

En las sociedades desarrolladas con liberales leyes igualitarias para mujeres y hombres, y a la vez centralmente organizadas bajo numerosas pautas sociales y culturales de discriminación y desigualdad sexual, las mujeres también participan activamente en la alegre fiesta destructiva del desarrollo a través de la producción, el consumo y los modos de vida. A la vez, ellas también son víctimas particulares puesto que sufren las amenazas y lesiones climáticas y ecológicas de forma singular en función de las posiciones sociales que ocupan y las actividades que desarrollan, y que a su vez reproducen y son consecuencia de numerosas formas de desigualdad y diferenciación sexual. 


Aunque los efectos sociales del calentamiento global son desastrosos para el conjunto de la humanidad, lo son sobre todo para las sociedades del Sur, puesto que se generará un creciente aumento de escasez de agua, comida, y tierras fértiles, lo que a su vez favorecerá las hambrunas, las enfermedades y muerte, con ello crecerán las tensiones y las desigualdades sociales junto al aumento de los conflictos violentos. La capacidad general de adaptación y mitigación de los hogares a los cambios del clima depende del acceso a recursos como son los derechos de propiedad sobre la tierra, el dinero, los créditos económicos, el nivel de autonomía, la buena salud, la movilidad personal, la propiedad de la vivienda y tierras, la seguridad alimentaria. 

Las mujeres constituyen el mayor porcentaje de las personas más pobres del mundo, con menos recursos y libertades, y por ello también son las más afectadas y en peligro. Las mujeres más pobres en países del Sur pierden el sustento básico de ellas y de sus familias cuando desaparecen los recursos ambientales locales de los que extraen los medios cotidianos de vida, como son el agua, la leña, el forraje, o el alimento, y se convierten así en primeras víctimas y refugiadas ambientales. La pérdida y degradación de los ecosistemas y la biodiversidad local que es la fuente de recursos para la subsistencia familiar y comunitaria amenaza directamente a las mujeres. Los riesgos climáticos son mayores con ellas al depender directamente de los recursos ambientales locales, y al ser además las responsables de familiares a su cuidado. Además, padecen la discriminación patriarcal de estar sometidas con frecuencia a costumbres y leyes discriminatorias que les deniegan los derechos otorgados a los hombres, lo que les dificulta más el acceso a ayudas económicas en créditos y servicios. 




La doble dominación de las mujeres y la naturaleza

La dominación patriarcal y la industrialización moderna tienen una misma raíz imaginaria y simbólica, ya que ambas parten de una mentalidad con ideas dogmáticas y reduccionistas que dicotomiza y simplifica la complejidad de un mundo que en realidad es dinámico, interconectado y multidimensional. La opresión de la naturaleza y la opresión de las mujeres comparten un mismo modo cultural dualista de percibir la realidad, basado en el establecimiento de una artificial y rígida frontera entre el mundo humano y el mundo natural, y entre el feminizado mundo doméstico y el individualista mundo masculinizado de los espacios públicos de la economía, el empleo y la política. Las dominaciones de las mujeres y de la naturaleza parten del falso supuesto de superioridad y de desconexión respecto a la parte dominada: las mujeres y la naturaleza. Estos dualismos son fundantes en la historia cultural de occidente (mente-cuerpo, cultura-naturaleza, hombre-mujer, razón-emoción...), y hoy constituyen un delirio cultural que empuja a un callejón sin salida al mundo entero. La emancipación de las mujeres y la protección ambiental exigen romper con estas mentalidades modernas tan simplificadas y jerarquizantes, como peligrosas. 

Este antropocentrismo y androcentrismo propio de la cultura occidental también se expresa en las cosmovisiones e ideologías políticas desarrolladas en la historia, como las del liberalismo y el socialismo, ya que ambas parten de la misma ilusión moderna sobre el progreso humano inacabable y ascendente, y del mundo viviente concebido como inerte, mecánico y sometido a los intereses humanos. Esta fe laica y sus utopías de salvación y felicidad colectiva para los seres humanos parte además de una faústica creencia cultural sobre nuestra capacidad de control y dominio de la parte declarada inferior y dominada: nuestra propia existencia física, el cosmos, la naturaleza, y el futuro. Se trata de un enraizado mito sobre la grandeza, las capacidades, y los poderes de los seres humanos, desarrollados mediante el uso de  la razón, la ciencia, la técnica, la economía, el estado, y las leyes, y prioritariamente adjudicados a un selecto y minoritario club mundial de humanos, y especialmente a sus elites masculinas. 


Las mujeres como la naturaleza 
son productoras y cuidadoras de vida

Para orientarnos en todos los campos prácticos de acción humana necesitamos nuevos principios y saberes en sintonía con las necesidades ecológicas del mundo, y para ello pueden ser de utilidad las formas de relación “feminizadas” más cooperativas y simbióticas con los otros humanos cercanos y singulares. Las culturas y valores femeninos pueden ayudarnos a reciclar las erróneas y abstractas creencias del progreso material humano indefinido y del individuo soberano, libre, y aislado. 

Contrariamente a los valores entronados por la modernidad europea, las culturas femeninas alimentan las micro-relaciones prácticas orientadas bajo principios y valores muy diferentes: la compasión, el sacrificio por el otro próximo, el amor, el reconocimiento y cuidado del otro concreto y cercano. Se trata de ideas y saberes prácticos, principios morales, y métodos intuitivos de resolución de problemas cotidianos. Son pautas propias del modelo femenino de relacionarse con el mundo, y son producto de la socialización diferencial de las mujeres. Son más holísticas, más participativas, más integradoras y concretas, y más relacionadas con las necesidades físicas de la vida individual y grupal, y de su satisfacción y renovación diaria. Estas microculturas femeninas hoy pueden servir de obstáculo y de resistencia contra el individualismo posesivo propio de las esferas públicas de acción, y que a su vez es causa de la crisis ecológica y las amenazas climáticas. 


Desde sus diferentes lugares sociales, las mujeres  desarrollan prácticas alternativas a las formas de interacción impersonal y jerárquica propias de las organizaciones y la burocracia presente en el mercado, el trabajo, y las instituciones. Estos aprendizajes prácticos podrían tener un alto valor estratégico si se extendieran e incorporaran en las tareas de gobierno, en la economía y en la ciencia, sin abandonar su enfoque integrado y material, y manteniendo su orientación hacia la satisfacción de las necesidades primordiales. Sus disposiciones cognitivas, morales y sensitivas impulsan relaciones de solidaridad y de apoyo mutuo en los entornos próximos de interacción. No buscan ni la objetividad ni la universalidad sino que desde sus fines prácticos resuelven desde lo concreto el vivir diario y las necesidades humanas básicas como son la regeneración, la nutrición, la higiene, el cuidado, el afecto, la seguridad o la protección. Además, estas formas de creación y donación gozan de la virtud de ser accesibles tanto a mujeres como a hombres. Se trata de aprendizajes con percepción contextual depurada de categorías conceptuales objetivadas y abstractas, ya que surgen del conocimiento práctico que mezcla la razón y la emoción, el cuerpo y la mente, la naturaleza y el ser humano. 


Las mujeres guardianas de la biodiversidad
en las economías rurales

La protección de la biodiversidad, los bosques y los árboles, son una importante línea de defensa contra él desastre climático. La marginación y desigualdad con las mujeres, la destrucción de la biodiversidad, y los dramáticos efectos naturales del calentamiento climático son procesos muy vinculados. El trabajo de las mujeres para generar medios de vida en las agriculturas de subsistencia se basa en el uso múltiple y la gestión inteligente y acoplada a los ritmos de los sistemas ecológicos, gestionando multifuncionalmente la biomasa para la obtención de forraje, abonos, alimentos y combustible. Se trata por tanto de actividades de gran importancia por su valor ecológico, económico y social. 

Las economías de muchas comunidades del Tercer Mundo amenazadas por la alteración climática dependen directamente de los recursos biológicos locales y cercanos para asegurar su sustento y bienestar, y dependen del uso sostenible y de la conservación de los recursos biológicos y su diversidad. Pero contrariamente, el dominio del mercado desplaza las tecnologías basadas en la biodiversidad y la destruyen junto a los medios de subsistencia de mujeres, familias y poblaciones. En el paradigma basado en la biodiversidad, ser desarrollado es ser capaz de dejar espacio ecológico para otras especies, para otros seres humanos y para las generaciones futuras. 

Cualquier estrategia de mejora de cosechas y alimentos debería apoyarse en el protagonismo, los conocimientos, y las habilidades de las mujeres, ya que en la mayoría de las culturas y grupos humanos ellas han sido las guardianas de la biodiversidad. Ellas la producen, reproducen, consumen y conservan en las prácticas, costumbres y saberes agrícolas, aunque esto se exprese bajo muy diferentes lenguajes y hábitos culturales en cada sociedad y momento histórico. Cuando se considera a la gente empobrecida del Tercer Mundo que obtienen sus medios de subsistencia directamente de la naturaleza cercana, se tiende erróneamente a verlos como destructores del medio natural, y no como lo que fundamentalmente son: productores y conservadores del mismo. 



 

Las mujeres de la clase consumidora mundial

La crisis ecológica que padecemos también responde a un reparto desigual mundial del consumo de los limitados bienes naturales del planeta y de los riesgos ambientales esparcidos a escala mundial, y las mujeres participan de forma singular y específica en esta forma global de desigualdad y de reparto de los daños y peligros ambientales. Puesto que el consumo de los países del Norte industrializado no puede mantenerse ni extenderse al resto del mundo sin que la biosfera se colapse, son inevitables los cambios a favor del ahorro, la simplicidad, la reutilización, y la reparación. También los países más empobrecidos han de abandonar los estándares imitativos y librarse de la dependencia y colonización mental, emocional, cultural, y económica, y para ello se necesitan estrategias no emulativas de transdesarrollo autocentrado.
 

Una minoría de la población humana planetaria constituye la clase alta consumidora y destructora, ya que sobreconsume los limitados bienes ecológicos planetarios y genera unas condiciones globales de intensa y creciente injusticia ambiental. Esta clase alta consumidora tiene un tamaño de 1/5 de la población mundial, y corresponde a la mayoría de las personas en sociedades industrializadas y a las clases medias del resto del mundo, que comen proteínas animales, beben aguas embotelladas y refrescos, se desplazan en vehículos privados con motores de combustión, y producen muchas basuras y contaminación. La clase media consumidora, corresponde a las 3/5 partes de la población mundial, es vegetariana, come grano suficiente y saludable, se mueve en bicicleta o autobús, y genera pocos desechos. El resto de población mundial 1/5, no come suficiente ni tiene acceso al agua potable en condiciones, se mueve a pie o en lomos de animales, y no genera basuras.

 

En las sociedades de la abundancia de los países desarrollados del Norte, las mujeres participan de manera diferenciada y singular en la clase alta consumidora y en la espiral del daño ecológico que fomentan. A más integradas en la producción, el consumo, y en los modos de vida opulentos, más huella de destrucción socioambiental generan. En general, los mayores consumos de recursos ambientales vienen de la mano de los grupos con más ingresos económicos, más urbanos, con mayores niveles educativos, y a su vez convertidos en modelo de referencia y aspiración para el resto, y esto afecta a mujeres y hombres. Las mujeres que ocupan las posiciones bajas de la estratificación socioeconómica y educativa no escapan al sobreconsumo destructivo de los bienes ambientales, ya que también participan activamente e irreflexivamente en la destrucción ecológica mediante su acceso al consumo. El mercado de consumo masivo oferta grandes series de productos industriales empaquetados, baratos, y estandarizados, y que con la globalización de la economía a menudo vienen de lugares muy remotos, incorporando en su producción, distribución y venta, una larga y oculta historia de contaminación y lesiones ambientales.
 

Además, numerosos parámetros económicos y culturales orientados por pautas sexistas de valor están también presentes en los mandatos publicitarios de productos y de marcas dirigidas específicamente a las mujeres. Este consumo feminizado incita a las mujeres a realizar compulsivas compras específicas sobre numerosos y variados productos: cosméticos, ropa, higiene, electrodomésticos, comida, salud, y todo bajo la inacabable y renovada espiral derrochadora del "usar y tirar", ignorando con ello el daño ecológico y las emisiones contaminantes de carbono. Las mujeres se integran diferencialmente como consumidoras individuales en los mercados económicos de productos, discursos, y publicidad, y dirigidos específicamente a ellas con la intención de movilizar y dirigir sus deseos y compras hacia el negocio privado y los mercados mundializados.

 

Pero las mujeres de la clase alta consumidora a escala mundial, también participan como víctimas ambientales ante infinidad de sustancias biocidas que sin control se expanden y acumulan sinérgicamente en sus cuerpos y en los ambientes cotidianos en los que están. Numerosos productos que las enferman, constituyen además una herencia tóxica que trasmiten y reproducen generacionalmente en sus hijos e hijas. Este nuevo ejército mortífero de sustancias fruto de la tecnoindustria están presentes en los alimentos, los materiales, los objetos y los artefactos con los que se relacionan, en la vida doméstica y en las esferas públicas del trabajo, y son parte cotidiana de los ambientes domésticos, laborales y urbanos cada vez más artificializados y peligrosos. 
 

A partir de la patriarcal separación de las esferas domésticas y públicas de relación pública presente en nuestras sociedades, y desde los roles domésticos tradicionales adjudicados a las mujeres, muy a menudo son ellas mismas las que gestionan las pautas prácticas de compra ordinaria y cotidiana de las economías familiares, y con ello a la vez reproducen activamente y sin apenas información y conciencia un consumo tóxico familiar. Esta posición de cierta autonomía sobre la administración del consumo familiar, también las coloca en una situación de empoderamiento y de potencial capacidad de decisión que hipotéticamente puede favorecer la conjunción entre las resistencias tradicionales y las ecológicas contra las invasiones tóxico-domésticas destructoras del mundo viviente. Las culturas tradicionales femeninas albergan valores opuestos al individualismo posesivo al poner en práctica la satisfacción de necesidades materiales y afectivas básicas desde valores y éticas de cuidado hacia el otro próximo, y por ello están más cerca de las necesidades de protección de los sistemas vivientes a los que la humanidad pertenece.

Muchas mujeres innovan e inventan soluciones prácticas enraizadas en sus aprendizajes culturales femeninos, y así establecen con su hábitos, y sin saberlo, nuevas pautas virtuosas de relación menos destructivas con los bienes ecológicos. Muchas mujeres se resisten a los alimentos industriales, envasados o congelados, porque prefieren la comida cocinada a fuego lento y con productos naturales, locales, y estacionales, que a su vez compran a diario en el pequeño comercio cercano o en el mercado del barrio, y con ello frenan la extensión de las nuevas pautas de compra semanal y motorizada en las grandes superficies; en el medio urbano muchas mujeres alimentan espirales virtuosas cuando se desplazan a pie o con transporte público, cuando sus trayectos son más cortos y cercanos, y cuando ocupan el espacio público sacándolo del anonimato y la anomia mediante el reconocimiento y el encuentro social, con ello además de ganar seguridad y vida social, se desplazan y reducen los coches particulares y los humos tóxicos del aire urbano. Estas pautas femeninas de relación, con menos contaminantes y con menos emisiones de carbono a la atmósfera, constituyen valiosos híbridos y semillas de innovación y resistencia  que abundan en ciudades y pueblos.

 

 

Las opiniones generales acerca de las problemáticas ambientales se distribuyen de manera homogénea más allá de diferencias socioeconómicas y de sexos. Las mujeres de las sociedades industrializadas, no destacan en sus opiniones favorables a la protección y el cuidado ambiental, y participan en el amplio consenso sociocultural a favor del medioambiente y a favor disposiciones para actuar a favor de la protección ambiental. Los estudios de opinión realizados en sociedades occidentales muestran que una amplia mayoría alrededor del 60% y sin diferencias significativas de posición socioeconómica o de sexo, está preocupada y es favorable a las medidas de cuidado ambiental. 

Lo singular de la construcción de estas opiniones a favor del medioambiente es su desconexión con de las opciones prácticas productivistas, son poco o nada coherentes en el terreno del compromiso y la acción práctica. Se da un conflicto y una radical separación entre los valores productivistas para la acción práctica, y los valores ambientalistas para los opiniones. Esta contradicción entre ideas y comportamientos es propia de la mentalidad pro-ambientalista mayoritaria, y no corresponde a conflictos entre grupos diferentes, sino que es interna en cada persona individual. Este imperante doble sistema cultural y valorativo: estar a la vez a a favor del desarrollo y a favor del medio ambiente, favorece unas percepciones sociales construidas con una singular característica esquizoide de división y contradicción interna: la prioridad dada a las creencias y los valores ambientalistas, y el comportamiento práctico guiado por los valores productivistas a favor del desarrollo. Mujeres y los hombres participan de este incoherente y frágil ambientalismo práctico propio de nuestra época.
 

Las investigaciones empíricas no detectan diferencias sustanciales entre hombres y mujeres en sus comportamientos prácticos declarados hacia el medio ambiente, salvo en que tienden a concretarse de forma desigual, los hombres más en esferas de relación pública y las mujeres en las esferas domésticas. Puesto que se requieren cambios a favor del compromiso ambiental en todos los campos de acción, tanto en los espacios públicos y como en los privados, la rígida y patriarcal frontera entre lo público y lo privado constituye un obstáculo al avance de la sostenibilidad. Cambiar la esfera pública o cambiar la vida privada constituye una falsa elección, ya que ni una ni otra de las alternativas por separado son posibles ante la crisis ecológica global y el calentamiento climático. 

 

 



Ecologizar y feminizar el mundo  

Una posible metamorfosis social fundada en las restricciones ecológicas y en el cuidado reparador hacia los otros seres humanos y no humanos en todos los contextos inmediatos de interacción constituye una tarea urgente y prioritaria. La deseable opción del transdesarrollo exigirá el decrecimiento y la relocalización material de la economía desde unos valores y prácticas antagónicas a la arrogancia individualista y mecanicista, desencarnada y negadora de nuestros vínculos medioambientales, y a menudo practicada contra las mujeres, la naturaleza, y los países del Sur. 



Serán necesarios importantes cambios estructurales de todo tipo y en todos los órdenes sociales en las sociedades sobreconsumidoras del Norte a favor de una tecnología y economía supeditada a los límites y la renovación ambiental. Las economías globales y locales han de someterse a los estrictos condicionantes de la biosfera internalizando y frenando las externalidades y los daños ecológicos, que hoy se disparan irradiándolo todo a lo largo del ciclo económico (desde la montaña y extracción al residuo y el vertedero). 


Las aspiraciones igualitarias de las mujeres pueden no limitarse a la conquista de derechos paritarios y a la competitiva igualdad de oportunidades en el reparto y acceso a los recursos de todo tipo, aceptando con ello los parámetros culturales y las instituciones masculinas de un desarrollo industrial que se mantiene a costa la creciente muerte del mundo viviente. Los ideales ilustrados de igualdad y de participación de las mujeres en las esferas públicas de la enseñanza, el empleo, el consumo, o la política, se problematizan y necesitan ser reconsiderados desde el reconocimiento de nuestra limitativa e inevitable condición ecológica.



Mara Cabrejas
mara.cabrejas@uv.es

Partager cet article
Repost0
14 mai 2009 4 14 /05 /mai /2009 21:46

 

Respuestas tóxicas del gobierno español contra la crisis económica

 

¡2000 euros de la ciudadanía
para comprar un coche privado!
 

Contraproducente para el empleo, 
socialmente desigual e injusto,
favorece a los que tienen más recursos económicos,
discrimina a las mujeres, 
contamina el clima terrestre,
incrementa la injusticia ambiental global,
contraproducente para la supervivencia colectiva.

 

Las ayudas públicas a la compra de coches anunciadas por el gobierno español constituyen una respuesta irracional y temeraria contra el planeta viviente, nuestra única casa común. Además de incitar al consumo y a la movilidad cancerígena con el clima, favorecen económicamente a los hombres y perpetúan el actual modelo individualizado y motorizado de transporte e infraestructuras. 
 

Atrás quedan las palabras de compromiso del gobierno contra el cambio climático y a favor de la reducción de las emisiones de carbono contaminantes a la atmósfera. Conviene recordar que las tecnologías anacrónicas basadas en la energía fósil del petróleo, como son los coches con motores de combustión de gasolina, son muy responsables de la creciente destrucción del planeta y el desquicie climático, ejercen una fuerte demanda sobre las infraestructuras viarias, y retroalimentan la espiral de muerte de la biosfera. 
 

Dar dinero público para comprar cualquier coche premia irresponsablemente al consumo individual ambientalmente irresponsable, favorece a un particular sector económico que no ha hecho sus deberes climáticos y ecológicos de fabricar coches limpios y de reducir las emisiones contaminantes mejorando a la vez la salud de las ciudades y personas. Esta temible respuesta a la crisis económica es además una medida socialmente injusta al fomentar al coche privado en detrimento del transporte público que utilizan las personas con menos recursos económicos. Es también una respuesta sexista que además de sacralizar el imaginario cultural masculino de la tecnología destructiva del coche, favorece más a los hombres porque las mujeres compran menos coches que los hombres y utilizan más el transporte público. 
 

Si se apuesta realmente por la sostenibilidad y la habitabilidad en el planeta, no se puede continuar con la dramática desconexión entre las políticas sociales y económicas y las políticas medioambientales. Las respuestas económicas a la crisis de empleo no deben contradecir los objetivos medioambientales y de igualdad social. La actual crisis económica debe convertirse en una oportunidad para crear un nuevo empleo verde capaz de hacer las paces con el planeta. El dinero publico puede crear mucho más empleo si se compatibiliza con la protección ecológica y climática. Se crearía el doble de puestos de trabajo por cada millón de euros de fondos públicos invertidos si se emplearan en subvencionar la rehabilitación energética de edificios y viviendas. Las obras de rehabilitación realizadas mediante técnicas y materiales bioclimáticos, la instalacion de energía solar térmica en los tejados de los edificios, las medidas de aislamiento y mejoras en la instalación eléctrica, los eléctrodomésticos de bajo consumo, el uso de materiales ecológicos junto al ahorro y la eficiencia energética, son entre otras algunas de las medidas urgentes que el gobierno debería favorecer, para generar tejido socioeconómico y afrontar a la vez el caos climático y la destrucción ecológica que acompaña a nuestras insensatas formas modernas de vivir.
 

Puesto que durante la crisis económica los costes de transporte castigan a los más pobres, la reactivación de la economía y el empleo deben optar por inversiones social y ambientalmente rentables, como son las dirigidas a la mejora y la ampliación del transporte público con complementarias medidas sociales de protección, como pueden ser el metro o bus gratis para parados, estudiantes y personas con pocos recursos económicos.

 


 

Partager cet article
Repost0
12 mai 2009 2 12 /05 /mai /2009 11:12
  
    El jueves pasado en Estrasburgo, el Parlamento Europeo aprobó una nueva Directiva sobre la Experimentación Animal. El objetivo inicial de esta Directiva era dar alternativas científicas a la utilización de animales vivos en la experimentación científica, y con ello reducir el método de investigación basado en el uso de animales. Hoy la experimentación con animales provoca enfermedades, sufrimiento y muerte a millones de seres sintientes, y a menudo de forma innecesaria y cruel. Pero la votación final ha sido muy decepcionante y perversa, ya que se ha eliminado de la nueva ley la inicial intención de protección animal que impulsaba esta nueva legislación europea. Los valores a favor del respeto y la protección de la vida animal han quedado fuera del contenido de la nueva ley, y por esta razón yo voté en contra de conjunto de esta Directiva.
  
   Cada año más de 12 millones de animales mueren en laboratorios europeos en ensayos científicos. Pero lo curioso, es que para muchos de estos experimentos ya existen métodos científicos alternativos que no usan animales, y que son solventes desde el punto de vista científico, y están homologados por instituciones europeas e internacionales como es el Centro Común de Investigación y la OCDE. Si realmente existiera la voluntad política por parte de los gobiernos y de la Unión Europea se podría reducir sustancialmente el terrible sufrimiento de los animales provocado en nombre del conocimiento científico. Sin embargo, los intereses económicos de algunos grandes laboratorios y sus exitosas presiones a los europarlamentarios han impedido la sustitución de muchos de los experimentos animales. 
    
       Es importante destacar la gran insensibilidad y la falta de piedad con los seres de otras especies mostrada por la mayoría de parlamentarios españoles, de izquierdas y de derechas. Durante la votación sólo cuatro eurodiputados españoles (de los 54) votamos a favor de reducir y eventualmente suprimir los experimentos con primates en los laboratorios. 
  
   Especialmente chocante ha sido el voto del PP, PSOE e IU en contra de eliminar las pruebas en simios capturados en sus hábitat natural. El permitir la utilización científica de simios y otros animales capturados en su entorno natural es doblemente bárbaro, ya que además de atentar contra de seres sensibles que poseen unas capacidades cognitivas y emocionales muy cercanas a las de los seres humanos, a la vez se anima a la captura de especies protegidas y en peligro de extinción. La hipocresía y el engaño político ha ganado cuando los partidos que afirman de palabra y ante la opinión pública que dan su apoyo a iniciativas internacionales de enorme prestigio como es el Proyecto Gran Simio, a la hora de la verdad votan contra los derechos y la protección de las personas pertenecientes a especies tan maravillosas como pueden ser los chimpancés, los gorilas o los bonobos.
  
   Como ha dicho Alberto Díez, director de Campañas de la Asociación Nacional para la Defensa de los Animales (ANDA), con la votación de la Directiva “se ha perdido una oportunidad histórica para controlar una práctica tan sensible entre los ciudadanos como el uso de primates en experimentación”. 
   
   Además, la mayoría de la Eurocámara con los votos de PSOE, PP e IU se negaron eliminar o reducir sustancialmente las pruebas que causen un sufrimiento severo y prolongado a todo tipo de animales.

  Es alarmante y bochornosa la escasa sensibilidad que muestra la mayoría de los eurodiputados españoles ante el dolor animal. Espero que los votantes lo tengan en cuenta a la hora de votar en las próximas elecciones europeas.

Partager cet article
Repost0
6 mai 2009 3 06 /05 /mai /2009 15:06
El PARLAMENTO EUROPEO SE REBELA CONTRA SARKOZY y CONTRA LA MINISTRA SINDE




Contra todo pronóstico y en contra de la opinión de los grandes partidos y de los grandes países se ha aprobado la enmienda original en defensa de los derechos fundamentales de los usuarios de Internet que exige "una decisión judicial previa" para poder vulnerar el derecho de acceso a la red. Hemos enviado un mensaje fuerte a los gobiernos que quieren imponer policias digitales y romper la neutralidad de la red. Estamos enhorabuena los que defendemos la libertad en Internet. Gracias a todos y a todas los internautas que han participado en la campaña. Un beso a todo a mundo.

Posdata:
Ahora la pelota está en el tejado del Consejo de Ministros Europeos de Telecomunicaciones que deben decidir si aceptan la opinión de los eurodiputados o  si paralizan todo el Paquete de Telcom hasta que haya un nuevo compromiso con el Parlamento Europeo en el otoño mediante el difícil proceso de "reconciliación" entre el PE y los gobiernos europeos.  Al rechazar el Parlamento Europeo el compromiso propuesto los estados miembros están ante un "o lo tomas o lo dejas". Toda la industria europea de telecomuncaciones espera una pronta aplicación de las nuevas normativas sobre un sector que está resistiendo bien la crisis. Las espadas siguen en alto sobre el futuro de Internet y lo que debemos exigir es que el Consejo acepte lo votado por el Parlamento Europeo tal cual.
Partager cet article
Repost0