Overblog
Suivre ce blog
Editer l'article Administration Créer mon blog

Búsqueda

Los Verdes

29 juin 2007 5 29 /06 /juin /2007 13:50

    Ahora no es el momento de primar el argumento del déficit  democrático de Europa por encima de la realidad histórica que  vivimos.  La reforma del tratado representa un modesto avance  democrático por un procedimiento donde ha pesado más los estados  nacionales que la auténtica política supranacional europea que está tardando demasiado en nacer. Es verdad que la reciente reforma del  tratado se hace sin mucha participación pública y es cierto que será  aprobada generalmente en votos de parlamentos nacionales en lugar de  referéndum nacionales. Sin duda alguna hoy en Europa sigue pesando  mucho el poder del nacionalismo lo que fortalece los procesos  intergubernamentales por encima de la democracia supranacional.  Pero  de ahí a criticar globalmente el proyecto europeo  y de apostar por dar prioridad al procedimiento democrático elegido por “encima de la  eficacia institucional”  es una posición muy idealista y puede rozar  lo irresponsable dada la penosa situación del mundo y la relación de  fuerzas en Europa que simplemente no está muy favorable a la Europa  federal que queremos Los Verdes.  A pesar de que la Europa política que queremos no llegue a fraguarse no podemos menospreciar los  grandes logros actuales de la UE que sí cumplen con los propósitos de  sus fundadores de garantizar la  paz, la democracia, la relativa  prosperidad y la seguridad. Todo esto no es poco. No tiremos al bebe  con el agua del baño.  

 

     Esta reforma del tratado, con todas sus debilidades, avanza la  toma de decisiones por mayoría y refuerza el poder del parlamento  europeo.  Será más fácil para que la UE actúe con agilidad en el  mundo ante problemas como el Cambio Climático y la inmigración. No  sería nada bueno paralizar esta “eficacia institucional”,  conseguida a duras penas, en aras de una discusión sobre los procedimientos  democráticos o otras sobre cuestiones de filosofía política como el  debate sobre el “liberalismo”.  En “no” en Francia, empujado por la  política interna, el nacionalismo y el idealismo, ya ha tenido un  importante coste negativo en el proyecto europeo y ha reforzado las  posiciones de los hermanos Kycinski y a Tony Blair que han conseguido  importantes concesiones, como la no aplicación de la Carta de  Derechos Fundamentales.  Ahora se ve como el “no” de fuerzas como IU- ICV fue una apuesta estéril y contraproducente.  De hecho,  a los  partidarios del “no” apenas se les ha oído en los últimos tiempos  sobre la construcción europea. Habrán quedado mudos ante unas  realidades demasiado incomodas.  

 

     No podemos sino dar nuestro “sí crítico” a esta reforma del Tratado Europeo.  La letra de la canción no está mal pero la música  particularista es horrorosa.  El mundo necesita más Europa política y  desgraciadamente en el futuro próximo veremos como la propia  pedagogía de las crecientes catástrofes socio-ambientales obliga al  abandono de anacrónicas políticas estatalistas a favor de otras más cosmopolitas y responsables. Europa será forjada a la fuerza de las  circunstancias.

Partager cet article

Published by Europa en Verde - dans Europa
commenter cet article

commentaires